El destino del artista (Tapa blanda con solapas)

En El destino del artista, Campbell nos ofrece una complicada meditación sobre las solitarias peticiones del arte entre las realidades de la vida cotidiana: el creador, utilizando una profusión de recursos creativos propios del lenguaje del tebeo, investiga su propia y repentina desaparición, buscando pistas en muestras de la historia de todas las artes. En amenas reconstrucciones de incidentes de su vida, el papel del creador es interpretado por un actor, y con audaces juegos literarios, pone palabras en boca de los que le conocen; todos los intérpretes, incluido Monty el perro, tienen su tira cada día y su página dominical en el amarillento papel de periódico de un imaginario tiempo lejano. Eddie Campbell, cuyo estilo literario ha sido comparado con el de Jack Kerouac y Henry Miller, ha realizado en El destino del artista la que posiblemente sea su obra más ambiciosa a nivel artístico utilizando una extensa variedad de técnicas, pero sin renunciar a la caliente humanidad que impregna sus trabajos.

Deja un comentario